Monday, September 16, 2013

Lunes de procesos: arte final e impresión digital

¡Color terminado! En el post anterior dejé el dibujo planteado: color base, luces, medios tonos, neutros ubicados y por ahí algún detalle. Es una forma de empezar. Algunas veces no sé qué colores voy a usar y si hay muchos elementos, menos.

"Manchar" en forma general me ayuda. Luego decido cuál va a ser el punto focal. Siempre debe de haber uno. Es decir, un área en la composición que sea la más importante y deba resaltar. En este caso, son los osos. Por eso eso es que es ahí donde hay mayor contraste, la luz es más intensa y donde de primera vista debería fijarse la mirada. Si no hubiera un punto focal, todo "hablaría" a la misma vez. Siempre pongo el ejemplo, desde mi época de diseñadora gráfica publicitaria/corporativa, que si uno entra a una sala en la que hay muchas personas y todas intentan hablar a la vez, no se entiende nada. Pasa lo mismo con la ilustración, la comunicación gráfica, etc.

Al final de todo, pongo los acabados, que en mi caso personal, son las luces más intensas. Esta es la ilustración terminada:



A lo largo de mi camino como ilustradora, he pasado por varias etapas, la de probar distintos materiales, explorar diferentes técnicas, adaptar un estilo para ciertos trabajos porque los tiempos en el mundo editorial y en el mundo publicitario son cortísimo, por ejemplo. Si no tuviera la opción digital para algunos proyectos, me sería imposible cumplirlos. Imagínense un libro de texto en el que hay que dibujar cincuenta, sesenta viñetas, además de la diagramación, diseño gráfico y solo tienes, treinta días, incluyendo los días que se toma el cliente para hacer revisiones, para terminar los textos, etc. Es de locos. Y bueno, un ilustrador siempre está explorando pero hay ciertas características que se mantienen. Características que, me parece, identifican a un ilustrador. En mi caso creo que son el color y el trazo.

Soy colorida, lo confieso. Tuve mi etapa de neutros y oscuros pero no sé qué pasó o cuándo exactamente pero el color se me reveló. El color me hace feliz, me pone de buen humor. Me es difícil si tengo que hacer algún trabajo en grises o en colores apagados. Siento que no soy yo pero, claro está, algunos proyectos requieren diferentes acercamientos. Me pasa lo mismo con el trazo, o la pincelada. Necesito que se note, que se sienta, que no esté todo perfecto y liso. Eso tiene que ver con el temperamento y la personalidad y supongo que así soy yo.
Cuando hablo del trazo me refiero a esto:




Hace unos años que uso tablero digital para pintar. Eso me permite tener fluidez porque el tablero registra la presión de tu mano y consigues un trazo bastante natural y nada duro pero cuando comencé no tenía tablero y pintaba con el mouse. ¡Sí con mouse! Cuesta pero, como todo, ni bien le agarras el truco puedes conseguir un trazo bastante suelto que aunque no se compara con el tablero, igual salva. Photoshop, porque es ahí donde tengo más experiencia, tiene dos opciones que son útiles para eso. Bueno, tiene muchas pero digamos que son dos opciones bastante sencillas y, me he dado con la sorpresa, que a veces no tan usadas. Estas son, la Opacidad y el Flujo del pincel.


Respecto a la impresión, (¡Vaya, creo que me alargué un poquito!). Cuando el dibujo está terminado y ya le dimos el ok. Se acoplan las capas en photoshop y tenemos una imagen única sin capas. Acostumbro ajustarle un poquito (pero muy poqito) el color con los niveles (Ctrl + L) para reforzar una luz o asentuar las zonas más oscuras pero es mínimo. No queremos que la imagen cambie. A veces es necesario retocar (igual como cuando se limpia el dibujo escaneado) algunas partecitas con el pincel por si ha faltado color o hay algún error. Hecho esto, la imagen está lista para imprimir. Digamos que para motivos de este ejemplo, la impresión puede ser digital. Consejos a tener en cuenta:


1. Proveedor. Hay que buscar bastante antes de conseguir uno adecuado. Hacer siempre una prueba. Si todo está bien, no hay manchas y el color está ok, proseguir. (En Lima, Impresso Gráfica esta en el top de lo que yo he probado. Frente a la Isil en La Molina tengo un proveedor desde hace años que imprime muy bien. Se llama Copy Mundo. Más abajo Lasergé y un paso más atrás T-Copia).

2. Gramaje (espesor del papel). Prefiero las cartulinas gruesas de 220 gr. porque tienen una buena consistencia. Buen término medio, ni muy delgadas ni muy gruesas. 

3. Textura y Color. Esto puede arruinar todo. Lo importante es que el dibujo resalte (para eso le hemos puesto mucha dedicación). La textura y el color no debe competir con el dibujo, nunca. Es decir, cartulina con demasiada textura o un color muy intenso, no. Excepto si estos detalles son parte de la composición, claro esta.  


4. Acabados. Prefiero la impresión mate a la brillante. Hay que tener en cuenta que en las cartulinas, el color se baja un poco pero aún así prefiero la sobriedad del mate.

¡A probar! Es la única forma ¡Mucha suerte y buena semana! :)

4 comments:

Eva María Iranzo Olmo said...

¡Hola! Bueno, decirte que me ha encantado leer tu post, ¡lo he engullido entero! Me ha parecido super interesante y didáctico, sobre todo para la gente que empezamos a ilustrar y más yo que soy autodidacta. ¿Me permites que te haga dos preguntas? Ya sé que a lo mejor son extensas y darían para otro post, pero es que es una duda que me trae mucho de cabeza desde hace tiempo. La primera es como encontraste tu propio estilo y si te costó mucho. Y la segunda, ¿cuánto tiempo te lleva hacer una ilustración como la que has hecho en esta entrada? Qué por cierto te felicito por que está genial.
Muchas gracias por compartir tus conocimientos.
Besos.

alejandra said...

Hola, Comparto con Eva Maria totalmente su comentario, Que buena entrada nos compartes!, muy didactica y facil de leer y entender,
Yo tambien te engo una pregunta... una vez escaneado el dibujo, y mas cuando lo hacemos con lapiz, como le das el tono que quieres en caso de que lo hagas y como lo limpias?
Muchas felicidades por tus buenas entradas, y tienes una fiel seguidora en mi!

Talita Muñoz said...

Excelente Natali! muy buen aporte, te deseo muchos exitos.

Natura said...

¡Muchas gracias, chicas!

Eva, lo del estilo es todo un tema y la verdad es un camino que nunca acaba. A mí me pasó que empecé a dibujar de manera regular como un ejercicio, todos los viernes. No estaba a gusto con todo pero solo seguía y creo que esa es la única forma. De pronto encuentras algún detalle que te gusta y a manera de ir mejorando vas tratando una y otra vez hasta que, de pronto, encuentras un cierto lenguaje, una manera propia de contar, de dibujar. Creo que el tema bien podría tratarse en un post completo como dices. Voy a pensar cómo lo ordeno :)

Alejandra, te pasé un link de un post anterior por face. Espero que te ayude y si no, cualquier duda me avisas. Te decía también que tu pregunta sobre el color de la línea me sa pie para el siguiente lunes!!

?Gracias, Talita! :)